Tributación de loterías y premios similares

 

Hasta finales de 2012, solamente los premios obtenidos en programas de medios de comunicación (TV, prensa o radio), ya fueran en efectivo o en especie (coche, regalos, viviendas, etc.), tenían que pagar impuestos (en el IRPF, al tipo marginal de la Base General de Renta, como una ganancia patrimonial y tributar al tipo que le corresponda según los ingresos y la Comunidad Autónoma donde resida).

Con la entrada en vigor en 2013 de la Ley 16/2012, de 27 de diciembre, por la que se adoptan diversas medidas tributarias dirigidas a la consolidación de las finanzas públicas y al impulso de la actividad económica, se reguló la tributación de otros premios. Pero, ¿a qué premios afecta esta ley?

 

PREMIOS QUE TRIBUTAN

  • Los sorteos regulados por la Sociedad Estatal Loterías y Apuestas del Estado: la Lotería Nacional (el Gordo, el Niño y sorteos similares), el Euromillones, el Bonoloto, la Primitiva, o la Quiniela, entre otros.
  • Los sorteos organizados por organismos y entidades de las Comunidades Autónomas: como los de la Loteria de Catalunya”.
  • Premios de La ONCE (Organización Nacional de Ciegos Españoles) (añadir enlace a la página): Sorteo de Navidad, Eurojackpot, Cuponazo, 11/11 de la ONCE, entre otros.
  • Entidades sociales sin ánimo de lucro autorizadas para organizar sorteos, como el Sorteo del Oro de la Cruz Roja.

 

CÁLCULO DEL IMPUESTO

De acuerdo a la “Disposición adicional trigésima tercera de la mencionada ley”, los primeros 2.500 euros del premio obtenido están exentos, y se tributará  un 20% del resto. El cálculo se hace por cuantía de cada décimo, fracción o cupón de lotería, o de la apuesta efectuada, sea de al menos 0,50 euros. Por tanto, en el caso de que se haya compartido un décimo entre varias personas, no se aplica la exención y el gravamen a cada persona, sino a la ganancia del décimo. Veámoslo con el siguiente ejemplo:

“Compro varios décimos de lotería, en uno me tocan 100 euros, en otro 3.000 euros, y otro 10.000 euros. Además, comparto dos décimos décimo con tres compañeros de trabajo, saliendo uno premiado por 300 euros y otro por 20.000 euros”.

  • En el décimo de 100 euros, al estar exentos 2.500, no hay que pagar ningún tributo. Luego mi ganancia es de 100 euros.
  • En el décimo de 3.000 euros, aplico el 20% sobre los 500 euros restantes. Por tanto:

(3.000 – 2.500) x 20% = 100 euros pago a Hacienda

Mi ganancia es de 2.900 euros.

  • En el décimo de 10.000 euros, aplico el 20% sobre los 7.500 euros restantes. Por tanto:

(10.000 – 2.500) x 20% = 1.500 euros pago a Hacienda

Mi ganancia es de 8.500 euros.

  • En el décimo compartido de 300 euros, al estar exentos 2.500, no hay que pagar ningún tributo. Luego recibimos el premio íntegramente de 300 euros, y al repartirnos el premio a partes iguales, cada uno tendrá una ganancia de 100 euros.
  • En el décimo compartido de 20.000 euros, aplico el 20% sobre los 17.500 euros restantes. Por tanto:

(20.000 – 2.500) x 20% = 3.500 euros se paga a Hacienda, por el décimo

En total, de ese décimo obtenemos entre los tres 16.500 euros, y nos al repartírnoslo a partes iguales, cada uno tendría una ganancia de 5.500 euros.

 

PAGO DEL IMPUESTO

Al contrario que los premios obtenidos de programas de medios de comunicación, en el que te practican una retención y tributas por el restante en tu declaración de IRPF, en los premios regulados por la Ley 16/2012, de 27 de diciembre, en el caso de residentes en España, la entidad pagadora se encarga de practicar la retención correspondiente al receptor del premio, y se lo ingresa a Hacienda. Así pues, al cobro del décimo te ingresarán la ganancia íntegra, libre de impuestos.

Solo cuando el contribuyente haya recibido un premio cobrado de otros organismos de  la Unión Europea, el contribuyente tendrá que pagar directamente el impuesto a Hacienda.

 

IDENTIFICACIÓN DE LOS GANADORES

La entidad organizadora del sorteo tiene la obligación ante Hacienda de identificar a los premiados del sorteo (por porcentaje de participación), en apuestas superiores a 2.500 euros por apuesta, décimo, cupón o fracción.

En los ejemplos:

  • En el décimo de 100 euros, al no pagar impuestos, no pedirá datos fiscales.
  • En el décimo de 3.000 euros, pago 100 euros a Hacienda, y me pedirán mis datos fiscales a la hora de cobrar el décimo.
  • En el décimo de 10.000 euros, pago 1.500 euros a Hacienda, y me pedirán mis datos fiscales a la hora de cobrar el décimo.
  • En el décimo compartido de 300 euros, al no pagar impuestos, no nos pedirán los datos fiscales.
  • En el décimo de 20.000 euros, pago 3.500 euros a Hacienda, y a la hora de cobrar el décimo, nos pedirán los datos fiscales de los tres que hemos obtenido alguna ganancia, y por cuánto importe contribuía cada uno.

Es muy importante que se identifiquen todos y cada uno de que vayan a recibir el premio del sorteo. En el caso de que se quiera compartir el premio con alguien, es mejor identificarlo con un porcentaje de participación en el boleto. Por ejemplo, en el caso de que se quiera compartir un cuarto del premio con alguien, se debe indicar que ese alguien ha participado un 25% en el boleto; de lo contrario, estaría sujeto al Impuesto sobre Donaciones.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *